Me robaron la bicicleta: ¿qué hago?

me-robaron-la-bicicleta-que-hago

Según el último estudio de Barómetro de la Bicicleta, un 17.8% de los ciclistas españoles ha sufrido el robo de su bicicleta en algún momento. En ocasiones, incluso más de una vez. Si a ti también te ha pasado y quieres recuperarla, no te pierdas los siguientes consejos. 

En la mítica película italiana Ladrón de bicicletas, Antonio era un desempleado de la posguerra que encuentra trabajo pegando carteles. Sin embargo, el primer día de trabajo le roban la bicicleta, llevando al protagonista a recorrer todo el pueblo, seguir al supuesto ladrón hasta un comedor social e, incluso, ¡acudir a una vidente! 

Por suerte, si te ha pasado, averiguar dónde está a través de una bola de cristal no es necesario si sabes hacer las cosas bien. 

Me robaron la bici: esto es lo que debes hacer

1. Acude a la Policía

Muchas de las personas que sufren el robo de su bicicleta, no denuncian el hurto. Sin embargo, ¿cómo pretendes encontrarla si no lo notificas en comisaría? Para curarte en salud, acude rápidamente a tu oficina de policía más cercana y denuncialo. Te sorprenderá saber que la policía  las encuentra más amenudo de lo que crees. Igualmente, si cuentas con un seguro, una denuncia es el primer requisito para obtener cobertura. 

Denunciar el robo de la bicicleta es un paso que muchos omiten, sin saber que puede ser clave para recuperarla. 

2. Explora la zona

Aunque muchos de los ladrones las roban para después venderlas o incluso desmontarlas, otros lo hacen por puro ocio (y por no comprarse una, básicamente). En este caso, puedes dar una vuelta por la zona para comprobar si el candado roto está en algún sitio o, incluso, si la bicicleta yace aparcada en alguna esquina. Preguntar en los establecimientos ubicados cerca también es útil, especialmente si cuentan con cámaras de seguridad.

3. Pedir ayuda en redes sociales

Las redes sociales sirven para mucho más que obtener likes y publicar fotos tomando cervezas. De hecho, te sorprendería saber cuántas personas han conseguido un compañero de piso, encontrado un dueño para esa mascota en adopción o, especialmente, encontrado su bicicleta robada. Publica una foto en stories de Instagram o tu muro de Facebook y permite que tus amigos lo compartan. Puede que dentro de unas horas, recibas una foto de alguien que la ha visto y que te permitirá atajar la búsqueda.  

Cómo prevenir el robo de tu bicicleta

“Mejor prevenir que curar” es un dicho por todos conocido que igualmente no siempre aplicamos al pie de la letra. En cualquier caso, ¡no te preocupes! Seguro que este primer susto te llevará a tomar medidas en el futuro a fin de que no vuelva a pasar. Estas son las mejores recomendaciones:

Marcar tu número de identificación de bicicletas

Una de las mejores formas de prevenir el robo de tu bicicleta (o al menos, agilizar el trámite) consiste en hacerte con un marcaje de identificación. ¿Cómo? Actualmente diferentes empresas ofrecen un número de identificación de doce dígitos marcado en el cuadro de la misma. Este número permite vincular la bici con tus datos personales a través de un sistema interno que ayuda a la policía a reconocer y devolverla a su dueño. 

Utilizar candado, un clásico 

Hazte con un candado, pero no uno cualquiera. Aunque aquellos más robustos en forma de U o herradura son los más consumidos, recomendamos utilizar dos candados: uno principal y robusto para el cuadro y rueda trasera, y un segundo en espiral para la rueda delantera. Además, recomendamos candarla en lugares estratégicos: sucursales donde exista una cámara de seguridad a la vista, o en zonas ni demasiado concurridas ni tranquilas. 

Bendita tecnología 

Especialmente si cuentas con una e-bike, existen nuevos dispositivos antirrobo enfocados a la ubicación de tu bicicleta través de GPS en caso de robo. Generalmente, se trata de localizadores GPS insertados a través de tarjeta SIM y conectados a una app propia que te permite controlar dónde se encuentra ubicada. No promete soluciones mágicas, pero sí es un buen complemento al candado y otros gadgets para bicis.

Házte con una bici plegable

Nuevas necesidades requieren de nuevas alternativas. Y en un momento en que la movilidad se readapta a nuevos escenarios y conductores, una bici plegable se convierte en la mejor apuesta. Lejos de ser una simple moda, las bicis plegables han llegado para quedarse y prometer la mejor solución antirrobo: poder llevarlas contigo a cualquier lugar sin necesidad de candarla. ¿Vas a clase? ¡Guárdala en la taquilla o en conserjería! ¿Te quedas trabajando en tu café favorito? No habrá problema en guardarla en un rincón. 

 

Ahora ya sabes qué hacer cuando te han robado la bicicleta y poder recuperarla. ¡Sigue todos estos consejos y mucha suerte!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Utilizamos cookies para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestra web. Si sigues utilizando este sitio asumiremos que estás de acuerdo.